Deportivo de La Coruña y Extremadura jugarán este domingo en el estadio ABANCA-Riazor un partido muy importante para ambas partes.  A falta de 8 partidos para el final, ninguno de los dos equipos ha conseguido su principal objetivo, por lo que una victoria en este encuentro significaría un pequeño impulso.

Tras el amargo debut de Martí, el conjunto local busca reencontrarse con la victoria tras más de dos meses sin hacerlo. A pesar del cambio de entrenador, y de hacer un gran inicio de partido, el Depor no ofreció la versión esperada contra el Osasuna y cosechó una nueva derrota que, con con la victoria del Cádiz, provocó su salida del play-off varios meses después. Con más tiempo para preparar este encuentro, se espera que el equipo pueda volver a ganar y reengancharse a los puestos de arriba.

En frente estará un Extremadura que busca encadenar la tercera victoria consecutiva con la que podrían salir del descenso tras la derrota del Lugo en el día de ayer. El exdeportivista Manu Mosquera regresará a la ciudad coruñesa tras tomar el mando del equipo extremeño hace un par de meses e intentará aprovechar la crisis del Depor para llevarse los tres puntos. El técnico coruñés ha calificado el partido como “especial, incluso extraño”, por lo que viviremos un duelo interesante.

 

Sergio Ferreiro