El Sevilla sigue con su buena racha de pretemporada y se ha impuesto de nuevo a sus rivales para adjudicarse la Opel Cup disputada en Alemania.

El torneo se disputó en el Opel Arena del Mainz 05, con partidos de 60 minutos y descanso de 15 incluido tras la primera media hora.

El primer partido tendría lugar contra el Everton. Un partido igualado, con mucho orden presente en ambos equipos y sin apenas ocasiones manifiestas de gol, que terminaría decidiéndose con un chispazo de Lucas Ocampos. El argentino forzó y transformó una pena máxima tras una gran arrancada por banda derecha. Poco más necesitó el Sevilla para llevarse la quinta victoria en este mes de julio (tras imponerse a Reading, Dallas, North Texas y Liverpool).

Y más tarde llegaría la quinta, pues el Sevilla arrasó al Mainz 05 en una exhibición de llegada y eficacia por parte de los de Lopetegui. Munir y Dabbur completaron un partido magnífico con sendos dobletes. Cuatro tantos que, sumados a un primer gol anotado por Pozo, completaron la definitiva “manita”.

El Sevilla, tras dichas victorias, se proclamó campeón antes de que Everton y Mainz libraran el tercer y último partido y. A la espera de que Monchi lleve a cabo las últimas pinceladas al proyecto, Lopetegui y el Sevilla siguen por el camino de la victoria.

Alejandro Sánchez