El nuevo Celta de Vigo se verá las caras ante el Real Madrid en Balaídos en la primera jornada de LaLiga.

Ambos conjuntos necesitan lograr un buen resultado en su debut liguero. El Celta tiene su primera oportunidad para que su ambicioso renovado proyecto empiece a hacer olvidar, junto a su afición, las dos pasadas temporadas, en las que los resultados logrados no fueron ni mucho menos los deseados. Por su parte, el Real Madrid necesita de igual forma los tres puntos tras una pretemporada repleta de dudas.

El técnico celeste, Fran Escribá, manifestó que “estoy convencido de que el equipo va a dar la cara desde el minuto uno. Vamos a intentar ser nosotros mismos. Desde lo que somos, intentar hacerle daño al rival, con independencia de cómo jueguen”.

El Celta saldrá con su habitual 4-4-2, constituida por Rubén; Kevin, Costas, Araujo, Olaza; Beltrán, Lobotka, Brais Méndez, Denis Suárez; Iago Aspas y Gabriel “Toro” Fernández.

A su vez, el Real Madrid empezará el encuentro con Courtois; Odriozola, Varane, Ramos, Marcelo; Casemiro, Kroos, Modric; Bale, Vinícius y Benzema, formando una 4-3-3.

Miguel Parada